Free Web Hosting Provider - Web Hosting - E-commerce - High Speed Internet - Free Web Page
Search the Web

SECUESTRO

 

ESCRÍBEME !

 

 

SECUESTRO EXPRESS

 

DEFINICIÓN

El "Secuestro Express" se puede definir como la retención de una o más personas por un período corto de tiempo (horas o días), durante el cual, los delincuentes exigen dinero a los familiares de las víctimas para su liberación. Usualmente piden de 5.000 a 50.000 US; sin embargo, estadísticas demuestran que la mayoría de las liberaciones se logra pagando rescates de menos de 5.000 dólares.

Otra modalidad  de extorsión que frecuentemente se confunde con Secuestro Express es aquella en la que los delincuentes retienen a la víctima y la someten a sacar su dinero de los telecajeros o cajeros electrónicos. También le roban el vehículo y sus pertenencias de valor como las joyas y el teléfono celular y luego la dejan abandonada en algún sitio. Además se han presentado casos en que obligan a la víctima a ir no sólo a los telecajeros sino también a cobrar cheques, o a ir a tiendas a comprar joyas o artículos de valor.

Vale la pena aclarar que para que exista la utilización apropiada de la palabra secuestro extorsivo, es necesario que los delincuentes exijan una suma de dinero por su liberación y exista negociación en ese proceso. La segunda modalidad mencionada anteriormente no podría llamarse secuestro, ya que es literalmente un rapto con robo.

Parece ser que esta nueva modalidad de secuestro se está presentando en respuesta a el uso masivo de tarjetas de crédito en la población, ya que a los criminales hoy en día se les dificulta robar dinero en efectivo y con el secuestro Express encontraron una manera de lograr este dinero. 

AUTORES

Los delincuentes que suelen secuestrar en esta modalidad son personas de estratos socio-económico bajo (de escasos recursos económicos) con edades que oscilan entre los 17 y los 25 años. Pertenecientes a la Delincuencia Común. Operan en grupos de dos y tres personas donde alguno suele ser el líder durante la ejecución del delito.

Frecuentemente los autores del Secuestro Express son individuos con antecedentes penales en la adolescencia. Probablemente robaron vehículos o cometieron delitos menores. También se observan delincuentes fármaco dependientes cometiendo este crimen.

En algunos casos los autores son personas conocidas por las víctimas, como meseros de un restaurante visitado frecuentemente o el portero del edificio donde se habita.

OPERATIVO

A diferencia del secuestro planificado, al secuestro Express carece de labor de inteligencia, logística, etc. Es un delito que se ejecuta sin estrategias previas. Dos o tres individuos salen a la calle en busca de una víctima distraída que lleve puesta ropa y artículos de valor (Joyas, celular) o que se encuentre en un carro lujoso. Buscan a sus víctimas en las gasolineras, estacionamientos de centros comerciales o personas saliendo de un local, oficina o residencia, donde las encañonan con  armas de corto alcance y las presionan con amenazas fuertes. Posteriormente,  trasladan a la víctima de vehículo y comienzan a circular por la ciudad al tiempo que realizan llamadas telefónicas a los familiares exigiéndoles el pago del rescate.

Estos delincuentes tratan de ejecutar el delito, cobrando el dinero, en el menor tiempo posible, ya que no están preparados para mantener por  mucho tiempo a la víctima en cautiverio; por lo tanto presionan para que se logre todo en el mismo día.

El 90 por ciento de los Secuestros Express ocurre en horas de la mañana y las víctima preferidas son mujeres. 90% una mujer sola en un carro, 70% dos mujeres solas, 50% un hombre y una mujer y menos del 50%: dos hombres en un carro. (Seguridad al Día, 2000).

En los casos de Secuestro Express estudiados hemos visto que a los delincuentes no les interesa hacer daño, no quieren mayores complicaciones, sólo buscan obtener dinero en efectivo de una manera rápida y segura para ellos.

DESPUÉS DEL SECUESTRO EXPRESS

En el material de apoyo de Guillermo Feo, tomamos estas interesantes consideraciones: Si las vivencias ante la situación estresante, por ejemplo un asalto, no son metabolizadas de inmediato, seguramente se producirá una cronificación de ellas, traduciéndose esto en síntomas tales como angustia, irritabilidad, malhumor, insomnio. Este camino podría conducir a un síndrome depresivo, añadiéndose a lo anterior decaimiento, tristeza, falta de apetito, ideas obsesivas de tipo catastrófico y hasta paranoicas... La solución implica dos aspectos. 1.Inmediata. Abordar la situación estresante del pasado que continúa reviviéndose en el presente, con el objeto de que la persona active mecanismos psicológicos que le permitan cerrar dicha situación y quede realmente sólo como un recuerdo del pasado. 2. Mediata. Explorar y transformar los mapas existentes que determinan la debilidad e invalidez del individuo frente a los hechos violentos del medio ambiente. Obviamente, estas soluciones se refieren a incidencias de tipo psicoterapéutico. (Seguridad al Día, 2000).

SECUESTRO EXPRESS EN ARGENTINA

En la década de los años 70 se sufrió el pico más alto en la historia criminal de Argentina respecto a los secuestros extorsivos,"capear" (secuestrar). En efecto, sumados a los hechos cometidos por las bandas subversivas, se agregaron los realizados por bandas de delincuentes comunes, éstos con larga trayectoria delictiva, muy bien armados, con una buena inteligencia previa sobre el objetivo y fundamentalmente, con una muy buena infraestructura para mantener a la víctima en cautiverio, a veces por mucho tiempo (tres meses). Cambiando constantemente de "embute" ( lugar de encierro), dando las muestras conocidas ( diarios, mensajes familiares íntimos, etc.) de vida  o pruebas de supervivencia del "chancho"( víctima). En la inmensa mayoría de los casos las víctimas aparecían con vida, con las secuelas propias del cautiverio. En algunos hechos los delincuentes podían o no cobrar el rescate, sin embargo, hubo algunas excepciones en que, por la presión de las fuerzas policiales, liberaban al secuestrado sin cobrar. Pero, en general los hechos se esclarecieron con detención de autores, inclusive, en un 95% de los casos.

En algunas ocasiones,  las víctimas no aparecieron nunca más. Inclusive, sus restos, en el supuesto caso que fueran muertos, tampoco fueron encontrados.  En otras, se rescataron los restos de los secuestrados, pero fueron muy pocos.

Los delincuentes que integraban las bandas de secuestradores eran de la "pesada"( individuos, en general de mediana edad, la mayoría varones, muy peligrosos, con largo historial delictivo que se jugaban la libertad a sangre y fuego) que no se dedicaban exclusivamente al secuestro sino a otros delitos importantes ( asalto a bancos, camiones de caudales, grandes empresas, etc.). Las bandas eran numerosas y con una disciplina interna severa, por supuesto todas con un jefe.

El "capeado"( víctima de secuestro),  era generalmente una persona de conocida trayectoria ( empresario, comerciante, banquero, industrial, hijos de los mismos, etc.) gente de poder adquisitivo importante, que en muchos casos no denunciaba por temor, lo cual dificultaba la tarea investigativa. En algunas ocasiones las bandas delictivas fueron integradas por delincuentes comunes y también por policías, militares, algún funcionario judicial,  miembros de servicios de inteligencia, etc.,  actuando como "entregadores"( quiénes facilitan información para la perpetración de un delito); quienes suelen ser personas muy cercanas a la víctima, como un familiar de esta, empleado, amigo, etc. Aunque no en todos los casos. A veces no actuaba ningún entregador y el secuestro era generado solamente por los delincuentes, por previa inteligencia sobre la futura víctima.

Los montos exigidos por los delincuentes eran cuantiosos al principio de las negociaciones, para luego decrecer y llegar a un acuerdo con el negociador, que podía ser algún investigador o alguien allegado al secuestrado.

Esta modalidad de secuestro, decreció desde mediados de los  años 80, hasta el presente, claro, sin perjuicio de algunos hechos aislados; la mayoría esclarecidos y con la víctima recuperada sana y salva. Pero hace dos años comenzaron a darse en la ciudad de Buenos Aires los " secuestros express", esto es, toma de una persona " al voleo" ( circula en un coche costoso, o que sale de una casa importante, o que se encuentra cargando combustible en el auto, etc.) es decir, se elige a la víctima en el momento, por su aspecto, su ropa, sus alhajas, su vehículo, etc..La llevan a determinado lugar, que generalmente es apartado, o a una villa de emergencia ( barrio paupérrimo, de casuchas) donde usualmente viven los autores; luego,  obligan a la víctima a comunicarse con familiares y amigos por su celular o lo hace uno de los delincuentes, exigiendo cierta suma de dinero ( no más de cinco mil dólares) que luego bajan abruptamente para conformarse con muy poco. En la inmensa mayoría de los casos en que la familia denunció a la Policía el hecho, el mismo, fue abortado, y la víctima recuperada sana y salva deteniendo a los autores del delito. En estos casos, frecuentemente se produce enfrentamiento armado. (Autor: Hermes Acuña, 2001)

La nueva modalidad de secuestro ha ido cambiando desde los años 70 y 80 donde los secuestradores actuaban de manera organizada, especializándose en el tema y con una gran infraestructura dirigida a específicamente a secuestrar a grandes empresarios y logrando altas cifras de dinero. Hoy son ladrones o delincuencia común poco organizada los autores de secuestros cortos.  Sin embargo, existe una similaridad entre los grupos anteriores y los actuales: ambos tienen su origen en  fuerzas de seguridad corruptas que desafortunadamente desprestigian las Instituciones gubernamentales.

EL SECUESTRO EXPRESS EN VENEZUELA

Desde 1999 la delincuencia común viene cometiendo delitos propios de otras regiones de Latinoamérica. Así, el secuestro express se suma ha pasado a ser un delito más cometido en este país. 

Los autores de este delito suelen ubicar a sus víctimas por vivir en  urbanizaciones de estrato socio-económico alto o por sus vehículos.

Así, el nuevo proyecto de Ley en Venezuela contra delitos como el Secuestro y la Extorsión que estudia la Comisión de Defensa y Seguridad de la Asamblea Nacional contiene un total de 28 artículos donde se analizan los diversos tipos de delitos relacionados con el secuestro y la extorsión, hasta los conocidos plagios Express y el pago de vacuna, para los cuales se contempla una pena máxima de 25 a 30 años de presidio. 

ESTADÍSTICAS VENEZUELA

EL SECUESTRO EXPRESS EN MÉXICO

Fue en la zona metropolitana de ciudad de México donde aparentemente se inició el Secuestro Express. Así, este crimen se presenta en diversas ciudades del país, como Guadalajara, Jalisco, Morelos, Sinaloa, Chapas, Guerrero, Michoacán, Oaxaca donde se vienen observando como las personas adineradas están incrementando s seguridad personal y presionando al gobierno para sacar adelante una ley que disminuya los secuestros.

La industria del secuestro en México registra cifras que nos colocan en segundo lugar a nivel mundial, con 8 mil al año, pese a que cientos de los llamados “express” no son denunciados.

De acuerdo al Programa Nacional de Seguridad Pública 1995 - 2000, en el año de 1995, se registraron 548 secuestros y en el año de 1999 de acuerdo al trabajo realizado por COPARMEX los medios informativos han dado cuenta de 559, por lo que hay un incremento de 11 secuestros en relación con el número de ilícitos cometidos en el año de 1995.

En los cuatro meses que van del año, las autoridades han recibido 51 denuncias de privación ilegal de la libertad. Las entidades donde más ocurren estos delitos son el DF, Morelos, Sinaloa, Chiapas, Guerrero, Jalisco, Michoacán, Oaxaca y el estado de México.
Especialistas refutan a las autoridades de la Secretaría de Gobernación y de la PGR, pues según ellos no rebasan los 1,500 anuales, mientras los estudiosos advierten que del total de casos conocidos, la cifra negra, los que no se denuncian, es elevadísima.
Oficialmente, de los 51 secuestros ocurridos este año siete han sido “autosecuestros” y se ha consignado a 49 pillos de 12 bandas, aunque también se han enviado a los jueces alrededor de 50 casos sin detenido.

De los 51 secuestros denunciados, se ha aclarado 60 por ciento, pero funcionarios policíacos hacen ver que no sólo son los plagios los ilícitos que tienen en jaque a la ciudadanía, además, están los asaltos a automovilistas y a transeúntes, que también impactan directamente a la gente.

Para las autoridades que ocultan información sobre este flagelo social, es bastante difícil reconocer que nuestro país se ha convertido en un auténtico paraíso para los secuestradores. (Diario de México, Lunes 21 de mayo de 2001)

Contrario a lo que podría pensarse, no son los personajes del empresariado las únicas víctimas de esta actividad; recientemente se conoció del caso de un escolar que fue secuestrado a las afueras de su escuela, en la colonia Oblatos.

La magnitud del secuestro está teniendo alcances y modalidades insospechadas, y junto al narcotráfico, es de las actividades delincuenciales más "productivas", y a la luz de los hechos, hasta de menor complejidad y riesgo respecto del tráfico de drogas. (El Informador, Diario Independiente).

El incremento del secuestro en los últimos seis mes del año en curso ha sido en un cien por ciento, doblando el número de denuncias en relación con el año pasado. Durante el año 2000 el estado con mayor número de secuestros fue Sinaloa, seguido de Jalisco y el Estado de México. (José Juan Reyes, El Sol de México, 2001).

Este incremento en las cifras se debe en gran parte a que las prisiones mexicanas se están convirtiendo en escuelas del secuestro. Asimismo, el desempleo contribuye a la proliferación del delito a lo largo del país.

En la actualidad existe se está capacitando a un buen grupo de policías investigadores para conformar grupos especiales que generen una ofensiva hacia los secuestradores. (El Informador)

Los secuestros que se han realizado en los últimos años, han tenido varias tendencias entre las que podemos destacar las económicas, políticas, fanatismo, mercenarias o de venganza.
En la mayoría de los secuestros en México que no son de fines políticos ni ideológicos, siempre existe algún miembro de la policía activo o retirado, quien conoce el funcionamiento de las actividades de las corporaciones policíacas y quienes cuentan con cómplices que informan sobre el avance de las investigaciones. (
Eamess)

ESTADÍSTICAS EN MÉXICO

NO TE OLVIDES DE CONECTARTE A "PUBLICAR AQUÍ" Y ENVIARME TU ARTÍCULO!!

 

Inicio  Antecedentes    Consecuencias   Estructura Familiar  Duelo    Autores    Artículos

  Operativo    Leyes    El Secuestrado     Estadísticas     Negociación   Secuestrador   Enfermedades 

   Violencia    Links    Bibliografía     Síndrome de Estocolmo    Prevención    Secuestro Express    Publicar!

CONSTANTE ACTUALIZACIÓN

DISEÑO DE PÁGINA: MARIA FERNANDA URIBE

Sunday, 16 de September de 2001